Si estás pensando en tener una salida entretenida, intelectual e interesante con amigos o colegas y sentir cómo la historia, y la tradición porteña, recorren tus venas ¡presta mucha atención a estos 7 alucinantes restaurantes históricos de Buenos Aires que te vamos a mostrar y elige el que más te guste! 

A veces, dejar de lado los encuentros en casa o en lugares más desestructurados, como patios cerveceros, puede ser una muy buena decisión.

En la Capital de Argentina, Buenos Aires, si hay algo que no falta es la comida deliciosa que caracteriza su cultura; parrilla, pastas, picadas, empanadas. Pero el beneficio de que haya tantos lugares puede ser un martirio a la hora de elegir uno. 

Tranquilo, aquí tenemos la solución!


EL IMPARCIAL.

Un restó muy porteño

Paella de mariscos en El Imparcial. Restaurante porteño, Argentina.

Aunque está ubicado en una de las principales calles de la ciudad porteña, la Avenida Hipólito Irigoyen, a metros de la Avenida de Mayo, El Imparcial está muy lejos de ser patriótico y nacionalista, ya que cuenta con una excelente oferta de comida tradicional española, mariscos y pescados con precios muy agradables para tu bolsillo.

Fue fundado en 1860 y muchas personas aseguran que es el restó porteño más antiguo, de hecho, la Legislatura Porteña le otorgó un premio por esa atribución en el año 2010.

No es un lugar lujoso en sí, pero si estás buscando una cena intelectual cargada de debates intensos sobre historia y política junto a colegas o amigos, definitivamente es éste es el lugar que tanto buscabas.

Por las mesas de este maravilloso ambiente circularon figuras políticas destacadas como Illia, Alfonsín; artistas como Borges o Serrat, e inclusive algunos más actuales (y polémicos) como Moria Casán, Darín o Mirtha Legrand.


EL PALACIO ESPAÑOL.

Restó elegante y arquitectura lujosa.

Vista del lujoso interior del restaurante porteño histórico El Palacio Español.

Haciendo alusión a su nombre, cabe destacar que alguna vez estuvieron los reyes de España entre sus comensales. Pero lo más increíble de este lugar, para muchas personas, es la fachada elegante y su arquitectura lujosa en el interior, para otras en cambio, es su comida característica, especializada en carne vacuna, aves, conejos pescados y mariscos. 


EL FEDERAL

Un restaurante con mucha historia

Bar el Federal, otro Histórico restaurante de la Ciudad de Buenos Aires

¿Qué mejor que celebrar (o conocer) las tradiciones argentinas en un lugar que por su nombre y su estética representan muy bien al pueblo argentino? Saca el historiador que hay en vos, discutí por qué Rosas te parece un tirano, o un republicano, pues no encontrarás lugar mejor para este acalorado debate, ya que la estética del ambiente se conserva desde que el lugar se fundó, alrededor de doscientos años atrás. Además, cuentan con un menú amplio y para todos los gustos; picadas, pastas, carnes y minutas.


EL HISTÓRICO

Maravilloso, espléndida fachada y las mejores pastas de Buenos Aires.

Patio de El histórico. Restaurante porteño

Su nombre lo dice todo. Ubicado en la calle México al 524, antes de ser un maravilloso restaurante, muy destacado por su fachada y su delicada ambientación, fue la casa de Felicitas Guerrero, viuda de Martín de Álzaga.

Luego, pasó a ser parte de la sede de la Sociedad Argentina de Escritores.

Es por ésto que en el salón principal se encuentran alrededor de 2000 libros. La historia está en las venas de este lugar, por aquí también solía circular José Hernández, el autor del Martín Fierro.

La especialidad de la casa son, definitivamente, las pastas caseras, ampliamente recomendadas por los comensales que pasaron alguna vez por el llamativo lugar.


EL RESTAURANTE DEL CLUB DEL PROGRESO 

Aclamado y lleno de historia.

RESTAURANTE DEL CLUB DEL PROGRESO. Detalle del interior. Luminaria de lujo, antigua, y paredes de madera.

Uno de los más aclamados por aquellos apasionados por los lugares extravagantes y llenos de historia.

Aquí desfilaron varias figuras políticas. Fue fundado el primero de Mayo de 1852, meses después de que Juan Manuel de Rosas fue derrotado en la Batalla de Caseros por Urquiza, quien será uno de los fundadores del lugar. En el Club del Progreso se reunía una parte de la población, sobre todo del sector de élite, a realizar actividades como billar, ajedrez, bailes, tertulias y juegos de cartas.

Hasta hoy, se han registrado diecisiete presidentes de la República Argentina como socios, entre ellos: Mitre, Sarmiento, Avellaneda, Yrigoyen, Uriburu, de la Rúa y Macri.

Hoy en día, en la planta baja, se encuentra uno de los restaurantes con más prestigio de la Ciudad. Si lo que buscas es una cena elegante, notable y distinguida, no dudes en que ésta es tu mejor opción.


LA POSADA DE 1820

Tradicional restó porteño de carnes vacunas.

Interior del restaurante Posada de 1820 en Buenos Aires, Argentina. Detalle del techo.

Aquí presentamos a uno de los restaurantes históricos de Buenos Aires más destacados ya que, según cuentan algunos historiadores, en La Posada de 1820 se reunieron varias veces nuestros próceres libertadores luego de las largas jornadas que sucedían en el Cabildo, ubicado a seis cuadras, durante la etapa de la Revolución.

¿Qué mejor lugar para saborear un poco de sentimiento revolucionario? En el pasado, como su nombre lo afirma, este lugar fue una cálida posada.

Hoy en día, en cambio, cuenta con los mejores platos de carnes vacunas, como nuestra tradición lo requiere.

Además, cuenta con una amplia gama de vinos para maridar la exquisitez de sus platos. Se destaca además, por su buena atención y gran variedad de postres profesionales, estéticamente llamativos para la vista.


LOS 36 BILLARES

Emblemático restó de Avenida de Mayo.

Los 36 billares restaurante

Por último, pero no menos importante, les presentamos este tradicional restaurant, bastante notable y elegante.

Inaugurado en 1894 y ubicado en la Avenida de Mayo, su nombre hace referencia a las mesas de billar que se ubicaban en su subsuelo. Por aquí pasaron escritores como el español García Lorca, el argentino Abelardo Arias y los destacados periodistas Miguel Ángel Bavio Esquiú y Timo Zorraquín.

El lugar tiene un tinte hogareño, pero para nada humilde. Es ideal para aquellos que buscan buena atención, precios no tan elevados y productos gastronómicos tradicionales de Argentina de máxima calidad.


Y a ti, ¿cuáles de éstos alucinantes restaurantes históricos de Buenos Aires te parece mejor para tu próxima salida?